ACÚFENOS VALENCIA

La palabra «ruidos del oído» probablemente describe mejor el acúfeno. El tinnitus o acúfeno es comúnmente descrito como un timbre o silbido en los oídos. También puede percibirse  como un rugido, chasquido, siseo o zumbido. Puede ser suave o fuerte, así como, agudo o grave. Se puede oír en uno o ambos oídos. Aproximadamente el 10 por ciento de la población adulta  experimenta tinnitus con una duración de al  menos 5 minutos. El tinnitus es un problema a nivel del sistema nervioso central. Cuando existe algún daño en las células sensoriales del oído, la transmisión desorganizada de información desde las células auditivas al cerebro es interpreta por éste como un zumbido. Es decir, los acúfenos son sensaciones auditivas ilusorias o ruidos que no están en el ambiente, pero que si podemos escuchar porque vienen desde nuestro propio organismo, y son percibidos en nuestra cabeza, o en uno o en ambos oídos. 

ACÚFENOS

 En general, el diagnóstico del acúfeno depende de la duración de los síntomas, es decir, si un paciente percibe su acúfeno durante tres meses, se denomina acúfeno grave y crónico cuando se percive el acúfeno durante más de tres meses. La duración del acúfeno es crucial para las perspectivas del tratamiento. Un tiinitus agudo puede mejorar o desaparecer por completo, pero no ocurre lo mismo éste es crónico. El tinnitus es percibido por alrededor del 40% de la población  al menos una vez durante su vida. El 10 al 20% ya tenía tinnitus crónico de más de 3 meses de duración. Los síntomas comienzan especialmente entre los 40 y 50 años de vida.

Leer más

 El tinnitus a menudo se conoce como «zumbido en los oídos». Esto sugiere que el tinnitus es un problema que afecta principalmente a los oídos. Los hallazgos neurocientíficos en la investigación del tinnitus muestran que aunque el tinnitus generalmente está vinculado a la pérdida de audición, los procesos que están detrás de su desarrollo, así como la aparición continuada de los síntomas del tinnitus, tienen lugar dentro de las estructuras del cerebro. El conocimiento científico de la neuroplasticidad en el cerebro, que es la base de nuestra capacidad de aprender a lo largo de toda nuestra vida, ha llevado a nuevos enfoques terapéuticos para tratar el tinnitus crónico.

En los oídos sanos, se producen impulsos eléctricos espontáneos en las fibras nerviosas, que se denomina actividad espontánea. Esto cambia cuando el sonido alcanza el oído. Éste enviará información auditiva encriptada al cerebro. Si el nervio auditivo está dañado, esto también afecta la actividad espontánea. Esta actividad aberrante puede ser reducida o cambiada con el tiempo. Se supone que una desviación de la actividad espontánea puede causar el tinnitus subjetivo.

El acúfeno no surge concretamente en el oído, sino en el cerebro: es un problema del sistema nervioso. “El órgano de la audición es el cerebro, no el oído. El oído actúa como un transformador: convierte el sonido, que es energía mecánica, en energía eléctrica, para que pueda viajar por la vía auditiva y llegar a la corteza cerebral”. Así, cuando existe algún tipo de daño o deterioro de las células sensoriales del oído, la audición disminuye pero, además, el traspaso de información que transmiten esas células se desorganiza, provocando que el cerebro interprete la situación de ausencia de sonido como presencia de sonido y lo traduzca en un zumbido. Se percibe un sonido que no está, de la misma manera que algunos pacientes sienten la presencia de un órgano que fue amputado: sienten algo que no tienen.

¿CUÁLES SON LAS CAUSAS DEL ACÚFENO/TINNITUS?

Los factores que pueden provocar tinnitus son varios, pero, en general, se debe a un ruido intenso que daña las delicadas células sensoriales del oído interno.  También el estrés, la edad, la hipertensión, e incluso un exceso de cerumen, pueden causar tinnitus. El tinnitus puede atribuirse asimismo a un consumo excesivo de aspirinas, antiinflamatorios no esteroideos, antibióticos, alcohol y cafeína.

Leer más

Causas del acúfeno

Exposición a ruidos o explosiones fuertes (traumatismo acústico)

Envejecimiento  

Ototóxicos (medicamentos pueden dañar el oído

Enfermedad de Méniére

– Otras causas que dan lugar a la aparición de acúfeno:

Infecciones oído medio

Infección del oído externo [otitis externa]

Cerumen excesivo o cuerpos extraños)

Problemas relacionados con la trompa de Eustaquio (que conecta el oído medio y la parte posterior de la nariz) debido a alergias u otras causas de obstrucción

Otosclerosis (trastorno debido a un crecimiento óseo excesivo en el oído medio) 

Trastornos temporomandibulares

Neurinoma del acústico (un tumor benigno (no canceroso) de parte del nervio que sale desde el oído interno).

Tinnitus en la vejez

 Un elevado número de personas que viven en España debido a diversas causas, como enfermedades específicas, la ingesta de medicamentos fuertes o una pérdida auditiva repentina, con una pérdida auditiva. Según las estimaciones actuales, alrededor del 10-15% de la población en España también tiene tinnitus. Sin embargo, esta enfermedad no se puede asignar completamente a un rango de edad. Así que los niños pueden tener estos ruidos de oídos.

Leer más

 Sin embargo, la mayoría de las personas con tinnitus tienen 50 años o más. Además, el llamado ruido del oído se diagnostica con más frecuencia en mujeres que en hombres. Los últimos años han demostrado, sin embargo, que el tinnitus es cada vez más común en adolescentes y adultos jóvenes. Este aumento en los pacientes más jóvenes con tinnitus se debe principalmente al aumento del contacto con el ruido a través de conciertos y el consumo de música, por ejemplo, con reproductores de MP3. El Centro del Audífono estará encantado de aconsejarle sobre el tema de los ruidos de oído (tinnitus) y cómo los diferentes métodos de tratamiento.

Pérdida auditiva debida al ruido

 La pérdida auditiva inducida por el ruido es causada por el daño a las células ciliadas del órgano auditivo (cóclea) causada por la exposición a niveles de ruido superiores a los normales. Esto ocurre debido a la fuerza del impacto en las células ciliadas cuando se produce el ruido, lo que puede causar un daño temporal o permanente. La pérdida de audición inducida por el ruido es la segunda forma más común de pérdida de audición, después de la presbiacusia o pérdida relacionada con la edad. 

Leer más

Normalmente, la pérdida de audición inducida por ruido ocurre en ambos oídos, entre 3,000 y 6,000 Hertz (Hz) y se desarrolla gradualmente con el tiempo. Todos los sonidos que ingresan a la cóclea lo hacen en el extremo basal y viajan hacia el extremo apical, por lo tanto, las células pilosas en el extremo basal están sometidas a un mayor desgaste que hace que degeneren a una velocidad mayor.

La extensión del daño y la velocidad de inicio de la pérdida de audición causada por el ruido depende de una serie de factores que incluyen: duración de la exposición, sonoridad y proximidad al sonido y si se usa o no alguna forma de protección 

Tinnitus y estrés

 

 El estrés es la reacción de nuestro cuerpo ante una amenaza real o incluso simplemente percibida. Considere algunos ejemplos. Nos damos cuenta de que un automóvil se mueve a gran velocidad en nuestra dirección. El cuerpo y el cerebro liberan hormonas del estrés como la adrenalina, la noradrenalina y el cortisol. Estas hormonas nos permiten reaccionar rápidamente, lo que nos hace escapar de la situación peligrosa. Una vez que el peligro ha pasado, nuestros niveles hormonales vuelven a caer y el cuerpo vuelve a un estado de normalidad. Este tipo de estrés se llama agudo y constituye un mecanismo de supervivencia necesario, tanto para nuestro cuerpo como para el cerebro

Estrés crónico

A diferencia del estrés agudo y a corto plazo, el tinnitus puede inducir estrés crónico que, a su vez, genera otros problemas de salud: problemas de insomnio, colesterol alto, presión arterial alta u otros trastornos

Leer más

Por lo tanto, parece evidente que el tinnitus aumenta el estrés y el estrés agrava el tinnitus. Se establece así un círculo vicioso: el estrés aumenta la percepción del tinnitus, lo que a su vez eleva el nivel de estrés. Esto, por su parte, va a empeorar las molestias del tinnitus, generando así un estrés adicional.

Acúfenos y pérdida de audición

 Las personas con zumbido a menudo tienen problemas de audición que reducen significativamente su calidad de vida y  salud. 

Leer más

Una prueba de audición utilizada en un estudio de investigación de terapia del acúfeno reveló que el 95% de los pacientes con tinnitus tenián dañada la audición, pero el 89% de los pacientes tenía pérdida auditiva en ambos oídos. Sólo el 5% no tenía problemas de audición  Así pues, un daño auditivo se considera una causa directa de los síntomas del tinnitus

Los audífonos pueden ser un medio apropiado para tratar las dificultades auditivas y, al mismo tiempo, evitar que el tinnitus. Solicite más información en el Centro del Audífono.

Tipos de tinnitus

«Una de las causas más comunes, especialmente entre las personas mayores, es la pérdida de algunas frecuencias de la audición. Es como si el cerebro fuera a compensar y crear un sonido cuando falta uno».

Acúfenos subjetivos

 

El acúfeno es muy real, ya que es un «sonido» que escucha la persona que lo padece (tinnitus subjetivo), independientemente de si alguien más puede oírlo (tinnitus objetivo).  

 

Leer más

 El acúfeno siempre debe considerarse como un síntoma y no como una enfermedad, del mismo modo que el dolor en una pierna  podría ser un síntoma de una fractura subyacente. Y dado que el acúfeno puede ser un signo de complicaciones médicas, nunca debe descartarse o subestimarse.

Más del 75% de los trastornos relacionados con el oído incluyen los acúfenos como síntoma y las personas que sufren pérdida de audición desarrollan acúfenos sea cual sea su causa. 

Acúfenos objetivos

Este es uno de los tipos más raros de tinnitus. El tinnitus objetivo es el único tipo que puede ser escuchado mediante un estetoscopio. Por lo general, el tinnitus objetivo ocasiona un ruido originado en los vasos sanguíneos próximos al oído. En estos casos, el sonido se aprecia con cada latido cardíaco (pulsátil).

Las causas son más frecuentes son:

Flujo turbulento a través de la arteria carótida o la vena yugular

Tumores del oído medio que poseen abundantes vasos sanguíneos

Malformación de los vasos sanguíneos de la membrana que recubre el encéfalo

 

 

Leer más

El tinnitus objetivo es bastante raro y afecta a menos del 5% de los casos. Sus causas son principalmente de naturaleza vascular o muscular. El tinnitus objetivo a menudo aparece como un sonido pulsante (que coincide con la frecuencia cardíaca del paciente), o como un «clic». El tinnitus vascular (pulsátil) puede estar relacionado con la compresión de vasos sanguíneos o arterias.

Entre las causas del tinnitus muscular, sin embargo, encontramos:

  • Contracciones del músculo tensor del tímpano o de los músculos nasofaríngeos que controlan la permeabilidad de la trompa de Eustaquio.
  • Mioclono palatino (generalmente bilateral)
  • Espasmo del músculo estapedial
  • Autofonía (percepción con eco de la propia voz) o tinnitus «que sopla»
  • Trompeta de Eustachio papulosa (abierta), generalmente ipsilateral al oído que percibe tinnitu

Your content goes here. Edit or remove this text inline or in the module Content settings. You can also style every aspect of this content in the module Design settings and even apply custom CSS to this text in the module Advanced settings.

 El tinnitus somático es un tipo de tinnitus que generalmente está relacionado con el movimiento físico y el tacto. Puede ser generado por espasmos musculares en la oreja o el cuello, y por otras fuentes mecánicas. Aunque la terapia de sonido se puede utilizar para el tinnitus somático, muchas veces otras técnicas de manejo, como la terapia de masaje también pueden ser útiles. 

Leer más

 Una de las señales somáticas disruptivas más comunes ocurre con el espasmo muscular del músculo esternocleidomastoideo. Este es el músculo grande debajo del pabellón auditivo a ambos lados del cuello que actúa para rotar la cabeza. Para algunos pacientes, cualquier cosa que cause torsión del cuello, como usar una almohada por la noche, inclincar el cuello hacia adelante le produce un espasmo muscular que da lugar a la percepción de tinnitus. Es posible que el espasmo y el tinnitus resultante no ocurran de inmediato, pero pueden comenzar varias horas después de haber movido el cuello.

Un número muy pequeño de personas puede modular el tinnitus mediante movimientos de sus ojos. Esto se conoce como tinnitus evocado por la mirada.

¿CREE QUE TIENE TINNITUS?

Si sospecha que puede tener una de las muchas formas del tinnitus, su primer paso es realizar una evaluación profesional. Póngase en contacto con nosotros y haremos que uno de nuestros audiólogos le explique cómo puede paliar los efectos del tinnitus.